if ($skins_show == "0") {?>
 
10 magníficas películas sobre el fin del mundo, según el British Film Institute
Publicado el 29 - Nov - 2016
 
 
... o cómo aprendimos a dejar de preocuparnos y amar las películas sobre el inminente apocalipsis. - ENFILME.COM
 
 
 

Desde los días del cine mudo, los cineastas se han dado cuenta de que el fin del mundo es un tema que seduce al espectador debido a que lo confronta directamente con las catástrofes y la inminente desaparición de la civilización tal como la conocemos. Desde la ciencia ficción estadounidense de los años cincuenta hasta la angustia europea de Tarkovsky y von Trier, el apocalipsis ha sido representado de múltiples maneras en la historia del cine.

A continuación te compartimos una lista –elaborada por el investigador Mike Sutton, colaborador del British Film Institute– de 10 apasionantes películas sobre el fin del mundo.

 

When Worlds Collide

Dir. Rudolph Maté, 1950.

Una estrella gigante está por impactarse contra la Tierra, lo que inevitablemente provocará el fin del mundo. Las autoridades se niegan a escuchar a los científicos, y un grupo de empresarios decide financiar la construcción de una nave espacial con el fin de transportar a un número limitado de personas a otro planeta para crear una nueva civilización. A medida que se aproxima el fin, tendrán que luchar no sólo contra el tiempo, sino también contra el pánico de los que están condenados a quedarse en la Tierra.

 

Dr. Strangelove or: How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb

Dir. Stanley Kubrick, 1963.

El apocalipsis nuclear es iniciado por un general loco (Sterling Hayden) que cree que sus fluidos corporales están siendo manipulados por subversivos comunistas, mientras que los políticos y los altos mandos se sientan a discutir la idea del Armagedón. El presidente de los EE.UU. se pone en contacto con Moscú para convencer al gobierno soviético de que el ataque no es más que un estúpido error. Mientras tanto, el asesor del Presidente, un antiguo científico nazi, el doctor Strangelove, confirma la existencia de la “Máquina del Juicio Final”, un dispositivo de represalia soviético capaz de acabar con la humanidad para siempre. La comedia más negra de Stanley Kubrick parece cada vez más relevante en un mundo cuyos habitantes parecen empeñados en destruirse mutuamente.

 

The Quiet Earth

Dir. Geoff Murphy, 1985.

El científico Zac Hobson experimenta con una fuente de energía de extraordinario poder: un cinturón de fuerza que rodearía todo el planeta. Pero el experimento tiene severas fallas y envía a casi toda la población a una dimensión desconocida, y el cinturón acaba sin dejar rastro de los seres vivos de todo el planeta. Aunque al principio Zac se desespera pensando que es el único hombre que queda vivo sobre la faz de la Tierra, pronto localiza algún superviviente más.

 

The Sacrifice

Dir. Andrei Tarkovsky, 1986.

La película final de Andrei Tarkovsky es un severo y sobrio correctivo a la histeria de algunos éxitos de taquilla que han abordado el fin del mundo, tratando no sólo la posibilidad del apocalipsis, sino también las secuelas de su no aparición. En una serie de tomas largas y persistentes capturadas por el cinemfotógrafo Sven Nykvist, Tarkovsky cuenta la historia de Alexander (Erland Josephson), un esteta agnóstico que, al enterarse de que el mundo está condenado a la destrucción nuclear, hace un trato con Dios en el que él sacrificará todo lo que ama en su vida si lo inevitable puede ser revertido. Cuando se despierta a la mañana siguiente, todo es normal de nuevo y debe cumplir su parte del trato. En el filme se manifiesta un poderoso sentimiento de aislamiento espiritual, pero también un sentido de trascendencia y sanación, particularmente en el carácter del Pequeño Hombre, el hijo del héroe, que es mudo hasta los momentos finales. The Sacrifice  es también la turbulencia intelectual detrás de lo que fue una declaración final del agonizante Tarkovsky.

 

When the Wind Blows

Dir. Jimmy Murakami, 1986.

Basado en la novela gráfica de Raymond Briggs, When the Wind Blows ofrece un apocalipsis muy británico en el que una pareja de ancianos, Hilda y Jim, vive su vida cotidiana frente a la guerra nuclear contra la Unión Soviética. Ellos siguen el consejo de Protect and Survive, blanqueando sus ventanas y construyendo un “núcleo interno”. Cuando los misiles chocan, la pareja sobrevive pero descubre que son los últimos restos de la civilización. Ellos mantienen su rutina cotidiana frente a la desesperación, pero finalmente se desgastan por el aislamiento y la enfermedad por radiación. La película de Jimmy Murakami, sencilla pero elegante, es una de las películas más terribles y desgarradoras visiones sobre el Armagedón nuclear.

 

The Rapture

Dir. Michael Tolkin, 1991.

El Libro del Apocalipsis es una fuente atractiva para aquellos que tienen un peculiar gusto por las visiones extrañas de la catástrofe y muchas películas han hecho referencia de ello. Pero ninguno lo ha tomado tan literalmente como The Rapture de Michael Tolkin, que concluye con escenas que vienen directamente de las páginas de la Biblia. Los cuatro jinetes del Apocalipsis aparecen, los grilletes de los presos caen, las trompetas suenan y la oscuridad cae sobre el mundo. La película es ampulosamente poderosa y perturbadora, centrada casi en su totalidad en una interpretación dolorosamente creíble de Mimi Rogers como Sharon, una swinger que se convierte al cristianismo al saber que el juicio final está cerca. Pero las cosas salen mal y nos quedamos con una película que plantea más preguntas de las que responde. La escena final, que muestra la desolación espiritual y física, es cruelmente lógica en sus implicaciones sobre exactamente quiénes serían “los elegidos”.

 

Last Night

Dir. Don McKeller, 1998.

Parece que el fin del mundo se va a producir en la medianoche del 31 de Diciembre de 1999. Dos meses antes, cuando la noticia se hizo pública, cundió el pánico y la confusión; pero poco a poco, el terror se ha ido transformando en resignación. Para la gente lo más importante es saber dónde y con quién estará cuando se acerque el final.

 

Donnie Darko

Dir. Richard Kelly, 2001.

Un conejo gigante llamado Frank le dice a Donnie (Jake Gyllenhaal), un adolescente insatisfecho, que el mundo terminará en 28 días. Esto lo impulsa a un viaje de descubrimiento que involucra los fracasos de la sociedad y la educación, las elecciones presidenciales de 1988, el sexo y los viajes en el tiempo. Si esto suena peligrosamente incoherente entonces en cierto modo lo es, pero la decisión de Kelly de dejar las explicaciones crípticas significa que está abierta a varias interpretaciones. En su forma más simple, se puede disfrutar como un divertido juego mental con una atractiva banda sonora de los años ochenta. Pero en el fondo, Kelly apela a que el mundo puede terminar de muchas maneras, de tantas maneras posibles dependiendo del número de habitantes de la Tierra.

 

Melancholia

Dir. Lars von Trier, 2011.

La película de Lars von Trier tiene tanto que ver con la depresión y las relaciones familiares como con el planeta que está a punto de estrellarse contra la Tierra. Toda la histeria y el destino inminente que esperamos de este género se canalizan en un estudio dolorosamente cercano de dos hermanas, Clare y Justine, cuyos roles se invierten durante la película. Al principio, Clara es racional y fundamentada, pero a medida que pasa el tiempo, la propia melancolía persistente de Justine, también el nombre del planeta, le da una sensación de calma mientras la destrucción de la Tierra comienza a parecer inevitable. Justo al comienzo de la película, vemos lo que va a suceder al final y este conocimiento arroja una sombra irónica sobre los eventos que vemos retratados, que a menudo son muy divertidos y ocasionalmente hirientes en el caso del comportamiento de los familiares de las protagonistas. Kirsten Dunst y Charlotte Gainsbourg son asombrosamente poderosas como las hermanas y la conclusión apocalíptica, respaldada por la música de Tristan and Isolde de Wagner, es loca y salvajemente hermosa.

 

Take Shelter

Dir. Jeff Nichols, 2011.

A veces, las personas como Curtis en Take Shelter tienen sueños sobre las catástrofes y actúan para protegerse a sí mismos y a sus familias de ella. La sociedad podría etiquetarlos locos, pero la película de Jeff Nichols pregunta si debemos quizás darles mayor atención. La extraordinaria interpretación de Michael Shannon como un simple Joe que se obsesiona con que algo terrible está a punto de suceder es el centro de la película, que siempre juega con nuestras simpatías -hay una historia de enfermedad mental en su familia-, pero en última instancia, sugiere que el profeta tenía razón desde el principio. A lo largo de la historia, la sensación de un desastre inminente entre los magníficos campos de Ohio y el interminable aire azul es convincentemente siniestro. Igualmente aterrador es el sentido de una infraestructura social que es terriblemente inadecuada para hacer a cualquier tipo de desastres naturales.

 

Otras 10 sugerencias: 

The Road (John Hillcoat, 2009)

Threads (Mick Jackson, 1984)

4.44 Last Day on Earth (Abel Ferrara, 2011)

Invasion of the Body Snatchers (Don Siegel, 1956)

12 Monkeys (Terry Gilliam, 1995)

On the Beach (Stanley Kramer, 1959)

Seeking a Friend for the End of the World (Lorene Scafaria, 2012)

The Cabin in the Woods (Drew Goddard, 2012)

The War of the Worlds (Byron Haskin, 1953)

The Turin Horse (Béla Tarr, 2011)

 

LFG (@luisfer_crimi)

Fuente: British Film Institute

 
COMPARTE:
 
ANTERIOR
NOTAS
Consejos de Oliver Stone para hacer cine en...
SIGUIENTE
NOTAS
Video. La iluminación del rostro de la mujer en...
 
 
 
 
 
 
 
 
 
POST RELACIONADOS
 


NOTAS
Los 20 mejores documentales del 2015...


A ESCALA
Lick the Star


NOTAS
El Festival 2014: Conferencias y...
 
 
 
COMENTARIOS
 
RECOMENDAMOS
  • La forma del agua
    Reseña: 'The Shape of Water' se disfraza de película clásica del Hollywood de los sesenta, pero en realidad es un...
  • Una bella luz interior
    Isabelle es una mujer empoderada, exitosa, bellísima, sofisticada; no son la culpa o el remordimiento las anclas que le evitan encontrar...
  • Historia de fantasmas
    Soundtrack: Gran parte de la narración de 'A Ghost Story' se basa en la música: tanto su significado para los personajes como su...
  • Detroit: Zona de conflicto
    Reseña: Kathryn Bigelow opta por investigar al individuo sumergido en una caótica situación para comprender sus...
  • Good Time: Viviendo al Límite
    Soundtrack. El músico experimental, compositor y productor con sede en Brooklyn, Daniel Lopatin (mejor conocido como Oneohtrix...
  • Semana Fénix 2017: Los 5...
    Del 1 al 10 de diciembre se llevará a cabo la segunda edición de la Semana Fénix, una semana dedicada al cine...
  • CINE Y ARTE. La presencia del...
    Influencias, referencias y alusiones en 'The Square' a varias piezas y personalidades de la escena del arte contemporáneo.
  • The Square: La farsa del arte
    Reseña: 'The Square' es muestra de la buena condición (poderosa y despiadada) en que se encuentra la creatividad de Ruben...
  • Call Me by Your Name
    Soundtrack. La película tiene una banda sonora memorable y soñadora, que combina música clásica, canciones de Sufjan...
  • CINE Y ARTE. ‘I Transform...
    Louise Bourgeois describió su práctica artística como un intento de superar el tumulto que la atormentaba, psicológica,...
 
 
enfilme © 2018 todos los derechos reservados