Video. El uso de las melodías inquietantes en el cine noir - ENFILME.COM
if ($skins_show == "0") {?>
 
Video. El uso de las melodías inquietantes en el cine noir
Publicado el 24 - Ene - 2019
 
 
En el noir clásico, una melodía puede funcionar como un leitmotiv para un personaje o situación específica, como sucede en 'Scarlet Street' (Fritz Lang, 1945), 'Laura' (Otto Preminger, 1944) y otros más. - ENFILME.COM
 
 
 

El tropo de la “melodía inquietante” se repite en el cine negro de la época clásica (1940-1959). En el noir clásico, una melodía puede funcionar como un leitmotiv para un personaje o situación específica, como lo hace en Scarlet Street (Fritz Lang, 1945) y The Blue Gardenia (Fritz Lang, 1953). Puede proporcionar la clave para resolver un asesinato, como lo hace en Nocturne (Edwin L. Marin, 1946) y Black Angel (Roy William Neill, 1946). O incluso puede llegar a representar las cualidades oníricas de la película en sí, como es el caso de Laura (Otto Preminger, 1944), donde la melodía intoxicante de David Raksin se convierte en una melodía inquietante para la audiencia, sumergiéndonos en el contenido de un sueño, al igual que el detective protagonista de la película está delirantemente inmerso en el misterio del personaje del título. Muy a menudo, la “melodía inquietante” cumple una función metonímica, una en la que se emplea una canción para aludir a elementos opresivos o reprimidos del pasado de un personaje. Esta función particular de la melodía obsesiva se puede encontrar en una película como Detour (Edgar G. Ulmer, 1945), donde está en primer plano, pero también en una película como Clash By Night (Fritz Lang, 1953), donde se usa fugazmente, pero con efecto intenso. El punto importante es tener en cuenta su recurrencia y la diversidad con la que se implementa el tropo.

Suffering In Rhythm: The 'Haunting Melody' in Film Noir es una meditación sobre este tropo y la gama de significados y efectos potenciales con los que se invierte, tanto en las narraciones clásicas como en las narraciones noir modernas que, desde la década de 1970, se han vuelto mucho más conscientes de los tropos y las convenciones. El videoensayo de Padraic Killeen combina fragmentos de películas relevantes, analiza el tema en relación con dos cualidades diferentes de la experiencia humana que la “melodía inquietante” tiende a abordar de manera más remota: la psicológica, por un lado; lo afectivo por el otro. (Por supuesto, la psicología y el afecto son elementos mutuamente informativos de la experiencia humana, y ciertamente no son tan distintos como para prohibir las operaciones de uno y otro al mismo tiempo).

Trad. EnFilme

Fuente: In Transition

 
COMPARTE:
 
ANTERIOR
NOTAS
Video. Duplicación, autodestrucción y mutación en...
SIGUIENTE
NOTAS
Primeras imágenes. ‘Once Upon a Time in...
 
 
 
 
 
 
 
 
 
POST RELACIONADOS
 


CARTELERA
Si la Colonia Hablara


NOTAS
Berlinale 2017. Se anuncian los...


NOTAS
Jordan Belfort: El auténtico lobo de...
 
 
 
COMENTARIOS
 
RECOMENDAMOS
 
 
enfilme © 2019 todos los derechos reservados | Aviso de privacidad