Video. La figura del científico obsesivo en el cine de David Cronenberg - ENFILME.COM
if ($skins_show == "0") {?>
 
Video. La figura del científico obsesivo en el cine de David Cronenberg
Publicado el 06 - May - 2021
 
 
El deseo abrumador y arrogante de sus personajes de presenciar la próxima etapa de la evolución humana. - ENFILME.COM
 
 
 

Las visiones inquietantes sobre lo orgánico, el cuerpo y la materia viva que presentó David Cronenberg desde la década de los setenta hasta los noventa -entre las que destacan Stereo (1969), Crimes of the Future (1970), Shivers (1975), Rabid (1977), The Brood (1979), Scanners (1981), Videodrome (1983), The Fly (1986) y Dead Ringers (1988)- son la expresión más completa de lo que se conoce como “horror corporal”.

Además de las dinámicas de este subgénero, encontramos en su cine una fascinación escéptica por la ciencia, los científicos, los “mad doctors”, aquellos obsesionados con la curiosidad por las nuevas estructuras sociales a partir de los avances científicos. Hay también un impulso notablemente consistente y crucial en las películas de Cronenberg: el deseo abrumador y arrogante de sus personajes de presenciar la próxima etapa de la evolución humana. Estos "nuevos evolucionistas" conducen con impaciencia experimentos biológicos y sociales en un esfuerzo artificial para hacer avanzar a la humanidad. Los encontramos en tres formas distintas. En los primeros trabajos de Cronenberg, y luego en las películas subsiguientes, se encuentran los científicos-inventores tradicionales reinventados, deconstruidos y despojados de autoridad moral, como Emil Hobbes (Shivers), Seth Brundle (The Fly) y Allegra Geller (eXistenZ). Luego están los científicos sociales civiles aficionados (podríamos llamarlos exploradores sociobiológicos) que crean experimentos controlados para probar sus teorías de posibles futuros. Los ejemplos incluyen a James Ballard (Crash), Bill Lee (Naked Lunch) y Eric Packer (Cosmopolis). Finalmente, hay superhéroes, con poderes significativamente avanzados ya, y recelosos de integrar al resto de nosotros en sus mundos a pesar de la enorme presión sobre ellos para hacerlo. Se trata de Tom Stall (A History of Violence) y Nikolai Luzhin (Eastern Promises), pero también, en menor medida, Johnny Smith (The Dead Zone) y Cameron Vale (Scanners).

Trad. EnFilme

Fuentes: Cronenberg Museum, L.C.Durham (Vimeo)

 
COMPARTE:
 
ANTERIOR
NOTAS
Trailer. ‘Benedetta’, el nuevo filme de Paul...
SIGUIENTE
NOTAS
Video. Michael Haneke y el uso del espacio fuera...
 
 
 
 
 
 
 
 
 
POST RELACIONADOS
 


NOTAS
Edgar Nito, director de ‘Huachicolero',...


NOTAS
Cannes 2018. Se anuncia la Selección...


EN PANTALLA
Paraíso: Amor
 
 
 
COMENTARIOS
 
RECOMENDAMOS
  • Maribel Verdú
    Entrevista con Maribel Verdú una de las actrices españolas con más proyección internacional.
  • Historia de un oso
    A escala: Este filme chileno, ganador del Premio Oscar 2016 en la categoría de Cortometraje de Animación, es el retrato de un ser...
  • Noche de fuego
    La desesperanza y el desamparo en el México actual en el filme de Tatiana Huezo.
  • Spencer
    Todo lo que necesito es un milagro
  • Julio Cortázar y el cine
    La relación de Cortázar con el cine puede identificarse en tres ejes: su breve incursión como guionista, su obra literaria...
  • Tempestad
    Tempestad genera una atmósfera de empatía, solidaridad y generosidad femeninas.
  • El irlandés
    Un auténtico testamento del arte de hacer cine como arte.
  • CINE Y ARTE: ‘Guernica’, de...
    'Guernica', filme dirigido por Alain Resnais y Robert Hessens, es una meditación apasionada y reflexiva sobre la...
  • La grande bellezza
    Sorrentino amalgama sueños, recuerdos, fantasía, el presente y, en su caso, disparates simbólicos, haciéndolo de forma...
  • A morir a los desiertos
    Me dan ganas de llorar
 
 
enfilme © 2022 todos los derechos reservados | Aviso de privacidad