Video. Sobre cómo Taylor Sheridan reinventó el neowestern en ‘Sicario’, ‘Hell or High Water’ y ‘Wind River’ - ENFILME.COM
if ($skins_show == "0") {?>
 
Video. Sobre cómo Taylor Sheridan reinventó el neowestern en ‘Sicario’, ‘Hell or High Water’ y ‘Wind River’
Publicado el 12 - Ene - 2018
 
 
El western es el género estadounidense que se ha vuelto cada vez más oscuro y pesimista con respecto a la naturaleza humana; el western ha cambiado desde The Great Train Robbery. El director de Wind River (2017) y escritor de Sicario (2015), - ENFILME.COM
 
 
 

Desde que el cine ha sido reconocido como una forma de arte y entretenimiento prominente en los Estados Unidos, los westerns han seguido siendo una parte importante de su mantenimiento. Los mitos de la ‘frontera’ y el ‘oeste salvaje’ ocupan un lugar destacado en el inconsciente colectivo de aquella nación, sirviendo como símbolos tanto del aventurerismo estadounidense como del espíritu del poder. El género también representa profundos pozos de violencia, subyugación y pobreza que afectan la percepción que la nación tiene de sí misma, incluso 125 años después de que Jesse James fuera asesinado por el cobarde Robert Ford.

El western es el género estadounidense que se ha vuelto cada vez más oscuro y pesimista con respecto a la naturaleza humana; el western ha cambiado desde The Great Train Robbery. El director de Wind River (2017) y escritor de Sicario (2015), Taylor Sheridan, está a la vanguardia en la más reciente clasificación del género, los neowesterns, y en el siguiente video, Jack's Movie Reviews intenta definir qué es este nuevo género híbrido y cómo lo ha reinventado Sheridan.

El rasgo más identificable de un neowestern es su configuración contemporánea. Como resultado, también tienden a poseer una visión más sombría de la naturaleza humana y una estética más realista que representa la vida rural moderna. Este cambio comenzó en la década de 1960, con el western revisionista de Sam Peckinpah, The Wild Bunch, posiblemente el primer ejemplo de un western que retrata abiertamente el lado perverso y asesino de un país. En este sentido, Sheridan, oriundo de Texas, ha llamado Hell or High Water “una exploración muy personal de una forma de vida ... se prestó para algunos estudios bastante duros de nosotros como pueblo, nuestras relaciones con personas de diferentes géneros y razas”.

Otra característica clave del neowestern es que expone a los espectadores estadounidenses, la mayoría de los cuales viven en grandes ciudades o suburbios (los últimos datos del censo sitúan la cantidad de personas que viven en "áreas rurales" en alrededor de 47 millones, o aproximadamente 1/6 de la población del país) a un mundo que la mayoría nunca ha experimentado. Al igual que los personajes de los viejos westerns, los hombres y mujeres que pueblan las películas de Sheridan son, en gran medida, desconocidos para sus conciudadanos. La diferencia clave es que estas personas no son del pasado distante sino residentes del siglo XXI. En un país que está casi en su totalidad en rencillas, los personajes de estas películas viven en lugares desolados, lejos de áreas urbanas y fuera de límites con muchas de las leyes que todos siguen. El efecto secundario es que la presencia abrumadora de la naturaleza agrega un sentido de “ambigüedad moral” a las películas.

Si bien la tendencia a idealizar a la "América real" siempre está ahí, el trabajo de Sheridan nunca desprecia a aquellos cuyas historias también deben ser escuchadas. Esa es una de las principales razones de su éxito: como nativo de la región que se preocupa por las zonas rurales de América, está en una posición única para representarlo en la pantalla.

En una entrevista con The New York Times, Sheridan, que emplea una estructura no tradicional y un enfoque narrativo basado en personajes, explica cómo creció en una casa sin televisión o estéreo y admite que probablemente aún viviría en esa casa donde sus padres lo tuvieron. Él es una voz única en el cine estadounidense contemporáneo, brindando un ojo y oído afinados a las historias de un lugar que, para muchos, sólo existía en las pantallas de cine. Al subvertir los tropos del género, el neowestern lleva a la humanidad las áreas más rurales de América, arrojando luz sobre las largas sombras del desierto que todavía acechan la mente estadounidense.

Trad. EnFilme

Fuente: No Film School

 
COMPARTE:
 
ANTERIOR
NOTAS
Video. Mentiras en la realidad y verdades...
SIGUIENTE
NOTAS
11 destacados directores explican por qué...
 
 
 
 
 
 
 
 
 
POST RELACIONADOS
 


EN PANTALLA
El gato con botas


NOTAS
Violencia en la pantalla: una...


NOTAS
Un adelanto del soundtrack de Solaris...
 
 
 
COMENTARIOS
 
RECOMENDAMOS
  • El suplente
    Salvar para salvarse
  • Bardo (o falsa crónica de...
    No es Bardo (o falsa crónica de unas cuantas verdades) ni la obra maestra que algunos quieren postular, ni el fiasco rotundo que...
  • Leviathan
    Reseña: Leviathan es un filme demoledor. Un contundente ejemplo del poder expresivo del cine en su búsqueda por desentrañar...
  • La decisión de partir
    En este filme están congregados todos los elementos idiosincrásicos del cine de Park Chan-wook, si bien de forma sublimada, más...
  • Svetlana Alexievich, ganadora...
    La autora bielorrusa ha firmado 21 guiones para filmes documentales y sus libros han dado pie a adaptaciones.
  • Noche de fuego
    La desesperanza y el desamparo en el México actual en el filme de Tatiana Huezo.
  • Maribel Verdú
    Entrevista con Maribel Verdú una de las actrices españolas con más proyección internacional.
  • Historia de un oso
    A escala: Este filme chileno, ganador del Premio Oscar 2016 en la categoría de Cortometraje de Animación, es el retrato de un ser...
  • Spencer
    Todo lo que necesito es un milagro
  • Julio Cortázar y el cine
    La relación de Cortázar con el cine puede identificarse en tres ejes: su breve incursión como guionista, su obra literaria...
 
 
enfilme © 2023 todos los derechos reservados | Aviso de privacidad